El autor

Gael Solano nació una fría primavera de Abril en la ciudad de Vitoria, España, en el año 1978. El amor por las palabras floreció muy temprano en su vida. Mientras que los otros niños jugaban a darle patadas al balón, él lo hacía apostando a que podía leerse todos los libros de la biblioteca. Nunca le gusto lo rutinario y su fascinación por la magia, las espadas y el rescate de princesas hacían de cualquier historia un mundo mágico donde refugiarse.

En un afán de encontrar su camino se aventuró por distintas carreras buscando cual era la que más le apasionaba. Desde barrendero a técnico de calidad en una multinacional, pasando por el ejército donde se unió al cuerpo de élite de La Legión para acabar más tarde contribuyendo a la logística de Araca, acabó dedicando sus esfuerzos al campo de la sanidad en un intento de hacer algo bueno por el mundo.

Pero hiciese lo que hiciese sabía que dentro de sí era la escritura su mayor pasión. La misma que a él le había robado tantos buenos momentos, esa que estaba llena de héroes y villanos, de monstruos y de ángeles. Esa que hizo que a los ocho años ya escribiese su primera historia y que en su adolescencia dejara a todos entre lágrimas cuando realizo su primer trabajo: Cartas para el cielo.

A lo largo de los años visitó ciudades como Barcelona, Madrid, Melilla, Paris, New York, Miami… y tantas ciudades lograron que abriese los ojos ante lo grande que era el mundo. El siguiente paso lógico no se hizo esperar. Así que persiguiendo sus sueños decidió dejarlo todo para mudarse a Estados Unidos donde participó en cuanta actividad literaria se pusiera a su alcance. El cambio le favoreció y tuvo su primera entrega y gran proyecto en tan solo un año ¨La flor del infierno¨, el primero de la saga Inferno.

Pero este proyecto lejos de satisfacerle abrió un apetito en él que no se podía saciar con solo un libro. Continuó con: El secreto de Daniel una novela romántica paranormal donde seduce en cada capítulo mientras te va sumergiendo en un mundo en el que nunca te creíste encontrar.

Después de este llegaron otros como por ejemplo No sin besarte, una historia juvenil de fantasmas donde la palabra imposible no existe o Cartas para el cielo y otros relatos breves, que es el compendio de sus primeros trabajos donde demuestra una maestría innata por las palabras.

Saboreando la satisfacción de su trabajo este joven escritor nos prepara su próxima entrega Tártaro, Noche de Rayos y Truenos, un ángel en el infierno… y muchos más en un intento de abarcar todo un universo entre sus libros.

Con cada entrega nos concede una oportunidad de embarcarnos en la profundidad de nuestros sueños. Un mundo nuestro, pero nuevo a la vez, que siempre tuvimos al alcance de las manos pero al que nunca nos atrevimos a tocar.

Podéis encontrar sus libros pinchando AQUÍ o conocerle en su Facebook pinchando AQUÍ

 
Diseño: Oloblogger